Radioterapia para el cáncer de próstata: un gps revolucionario

La geolocalización, una nueva técnica desarrollada en los Hospitales Universitarios de Ginebra (HUG), permite reducir al máximo la zona irradiada. Un gran beneficio para los pacientes.

La radioterapia es uno de los tratamientos de elección para el cáncer de próstata, que es muy común en los hombres. Sin embargo, tiene una desventaja.

«Durante la irradiación, el órgano objetivo puede moverse de manera impredecible», explica el Prof. Raymond Miralbell, Médico Jefe del Departamento de Oncología Radiológica del HUG. Los radiooncólogos definen entonces un campo de acción más amplio que el del tumor, pero este enfoque puede provocar hemorragias de la vejiga, incontinencia e incluso disfunción eréctil».

Menos efectos secundarios

Desde 2015, el equipo de la profesora Miralbell ha estado desarrollando una técnica capaz de reducir considerablemente los márgenes de seguridad en torno al objetivo y, por tanto, el riesgo de efectos adversos. «Estamos implantando tres transmisores de radiofrecuencia del tamaño de un arroz (transpondedores) dentro de la próstata.

Cada uno de ellos emite una señal electromagnética identificada por el sistema Calypso®, que nos permite afinar el objetivo. Si el órgano objetivo abandona la zona en más de 1 a 2 mm, la irradiación se detiene y podemos corregir el objetivo durante el tratamiento», dice el especialista.

Elio, de 64 años, se benefició de esta nueva tecnología hace dos meses y está satisfecho con ella. Hay que decir que el sistema Calypso es muy eficiente. Cinco sesiones de radioterapia son suficientes, en lugar de las cuarenta habituales.

Para este paciente, todo salió muy bien, sin dolor ni sangrado. «Estoy un poco cansado, todavía orino mucho y no he recuperado mi función eréctil, pero todavía estoy sereno», dice Elio. Los doctores le han informado que toma un poco de tiempo para recuperarse.

El siguiente paso en el desarrollo del Sistema Calypso es pasar de cinco sesiones a sólo una. Los ensayos clínicos ya están en marcha.

Deja una respuesta

*

You cannot copy content of this page